Baile de abejas en panal

Baile de abejas en panal

Los medios de comunicaci√≥n m√°s importantes entre las abejas son los movimientos especiales en los panales, los llamados “bailes”. De hecho, en estos movimientos, como en una danza real, hay un ritmo, algunas figuras definidas, giros bastante claros, carreras, c√≠rculos. Solo que se realizan sin m√ļsica. Los antiguos apicultores observadores rusos llamaron a este comportamiento de insectos un baile. Se cre√≠a que la abeja estaba bailando de alegr√≠a, que estaba teniendo lugar una buena recolecci√≥n de miel y que el nido estaba lleno de miel fresca y fragante. Esta danza, por cierto, es de inter√©s para las abejas que est√°n cerca. Despu√©s de todo, la abeja no baila por s√≠ misma, sino por los observadores. E incluso intentan seguir a esta alegre abeja energ√©tica, repetir sus movimientos y vibraciones con el vientre y repetidamente, para arreglar la lecci√≥n que se les ense√Ī√≥.

Al final result√≥ que la abeja bailarina con tales movimientos env√≠a cierta informaci√≥n a sus hermanas, informa algo de informaci√≥n nueva y muy importante. Adem√°s, este lenguaje de los movimientos, el s√≠mbolo de las figuras danzantes, como se lo conoce ahora, es bien entendido por las abejas, cerca del cual el bailar√≠n baila el vals. Parecen estar hablando el uno con el otro. Una danza dice que encontr√≥ muchas plantas con flores, y llama a las abejas all√≠, y aquellas que siguen de cerca sus movimientos, sin esperar a que la danza se detenga, abandonan el panal y se dirigen a una fuente de n√©ctar o polen. Y sin una gu√≠a, sin vagar, recordando solo lo que el “abeja-explorador” le dijo, encuentre la fuente.

Numerosos experimentos han establecido que, con la ayuda del lenguaje de se√Īas, el explorador puede se√Īalar la ubicaci√≥n de la fuente abundante de alimento, informar incluso la distancia hasta √©l, para determinar e indicar la fuerza del soborno.

En la danza se pueden

distinguir figuras en forma de letra “C” o hoz, zigzag, meneo, circular, que recuerda a la letra “O”, cursiva, muy similar a la figura “8”. Parece que las abejas est√°n familiarizadas con el alfabeto y los s√≠mbolos digitales y los utilizan cuando es necesario contar lo m√°s importante para su familia.

Hasta ahora, las más populares entre las abejas son las danzas circulares y de ocho dimensiones. La pista de baile no es una superficie horizontal, sino un panal puro. Se realiza una danza circular cuando la distancia al macizo en flor no supera los 100 m desde la vivienda, y la octava, más. Las abejas parecen tener su propio contador, como en un taxi, además de muy preciso, que cuenta con precisión las yardas. Por otra parte, cuanto más rico es el conjunto de néctar en flor, más enérgicos y animados son los bailes. Si el ocho se realiza con calma y lentamente, como si el bailarín estuviera cansado, las abejas de la audiencia entienden que es necesario volar mucho más allá del néctar.

¬ŅY c√≥mo informa el explorador la direcci√≥n del vuelo? Resulta que el sol sirve como una gu√≠a. Siempre ayuda a las abejas. Despu√©s de todo, est√°n bien ver los rayos ultravioleta, y por lo tanto ver el sol, incluso cuando est√° cubierto de nubes. Si plazo de baile que apunta hacia arriba, entonces usted tiene que volar de la colmena hacia el sol; si est√° abajo, entonces en la direcci√≥n opuesta a √©l; si se deja, luego del sol a la izquierda; si bien, es necesario volar en la misma direcci√≥n del sol. Pero el sol no se detiene. Y las abejas, las peque√Īas astr√≥nomos consideran, hacen correcciones, cambiar el √°ngulo del sol y exactamente c√≥mo una br√ļjula que indica la direcci√≥n de vuelo. Eso es lo m√°s detallada y precisa capaz de descifrar el significado de figuras de la danza, cient√≠ficos abejas.

El bailarín normalmente comparte voluntariamente con el néctar de las abejas, lo siente con zarcillos, lo toca con la lengua. El aroma del néctar, el olor de las flores, preservado en su cuerpo, los ayuda a encontrar las plantas correctas.

En el baile, la abeja produce ultrasonidos, como si cantara, pero estos sonidos pulsantes, desiguales en duraci√≥n y tono, sin duda tienen un significado significativo. Los cient√≠ficos a√ļn no se han desentra√Īado.

Mire dentro del nido durante el florecimiento de buenas nectáreas, levantando al menos un panal. En él verás bailar abejas. Casi no prestan atención a la invasión e instintivamente dan vueltas o vueltas, meneando la panza en trotes cortos. Incluso para ellos, un apicultor experimentado puede determinar la dirección del vuelo en busca de néctar.

Los oficiales de inteligencia notifican y movilizan a la familia no solo cuando se encuentra una rica fuente de néctar, sino también cuando se descubre una fuente de polen, propóleos e incluso agua, especialmente cuando es muy necesario. Los enjambres de bailarines le informan de la vivienda encontrada y lo llaman a una casa nueva. Si las abejas de reconocimiento encuentran algunas duplas, de ellas se debe elegir la mejor, el enjambre vuela por la que baila más enérgicamente y durante más tiempo baila a los demás.

En una familia fuerte de exploradores, mucho más que en un débil. Ella se entera más rápido, usa miel abierta. Por eso es importante tener familias fuertes en los apiarios. Solo de ellos puedes obtener mucha miel.



1 –∑–≤–Ķ–∑–ī–į2 –∑–≤–Ķ–∑–ī—č3 –∑–≤–Ķ–∑–ī—č4 –∑–≤–Ķ–∑–ī—č5 –∑–≤–Ķ–∑–ī (1 votes, average: 5.00 out of 5)

Baile de abejas en panal