La segunda vida de una lámpara fluorescente

La segunda vida de una lámpara fluorescente

1 – extremo quemado de la lámpara; 2 lámparas LDC-40 W; 3 – resistencia R, 470 K; 4 condensadores C1 3.8 μf x 400 V;

5- starter SK 220 (15-80); 6 – acelerador 1 УБЕ 80/220

Desarrolló un esquema que hace posible operar lámparas de luz diurna, que han trabajado su tiempo (fundido) con el esquema de conexión tradicional. La esencia de mi esquema es que este tipo de lámpara, por regla general, quema solo un hilo de calefacción. En el otro lado de la lámpara, el hilo permanece intacto. Es esta circunstancia que utilicé (ver el diagrama).

Los extremos del hilo, que está quemado, están cortocircuitados. El circuito utiliza un estrangulador estándar de una luminaria diseñada para una lámpara de 80W, un motor de arranque universal, un condensador lleno de aceite de 3.8 muf. También puede usar un extractor casero, enrollado con un cable PEL con un diámetro de 0.3-0.5 mm. Resistencia

de bobinas acopladas inductivamente a una corriente constante de aproximadamente 4 ohmios cada una. Si no hay condensador lleno de aceite, es adecuado cualquier no polar, por ejemplo, tipo MBGO con una capacidad de 4 μf х І60V.

Como mostró la práctica, mantienen bien el voltaje de la red. La capacitancia del condensador cerca del arrancador en el circuito no está indicada, ya que está determinada por el tipo de este último. La lámpara para 40 vatios selecciona de tal manera que el extremo quemado no se fume, y también sin daños mecánicos. La potencia de la lámpara conectada de esta manera disminuye en un 30 por ciento. Sin embargo, proporciona suficiente luz, por ejemplo, para un invernadero o un establo. Sirve tanto como el nuevo.


1 звезда2 звезды3 звезды4 звезды5 звезд (No Ratings Yet)
Loading...


Фрукты в меде.
La segunda vida de una lámpara fluorescente