Enjambre de abejas

Enjambre de abejas

La primavera es el momento de la floraci√≥n, la abundancia de alimentos y la cr√≠a m√°s intensiva. A la velocidad con la que las larvas se desarrollan, la oviposici√≥n dura el √ļtero conduce a un r√°pido aumento en el n√ļmero de abejas en la familia y en consecuencia a una r√°pida expansi√≥n de la familia, pero no a un aumento directo en el n√ļmero de familias en el apiario, ya que cada familia de abejas hasta el √ļtero – es una separada ” Estado “que crecen fuera de la cr√≠a de abejas s√≥lo se hinche el n√ļmero de sus” ciudadanos “.

Sin embargo, las colonias de abejas tambi√©n deben multiplicarse. Despu√©s de todo, una de las familias a menudo mueren a causa de la enfermedad, huelgas de hambre despu√©s de un mal verano, o por alg√ļn otro accidente desafortunado, y si no hubo nuevas familias, pronto ser√≠a completamente sin abejas.

Una nueva familia necesita un nuevo √ļtero; Solo si se asegura su emergencia, la familia como tal puede multiplicarse, y esto sucede “enjambrando” a las abejas.

La preparaci√≥n se lleva a cabo en completo silencio. Como regla general, en mayo las abejas obreras colocan varias c√©lulas reinas y las hacen crecer en la alimentaci√≥n especial de las reinas j√≥venes. En la mayor√≠a de los casos, tendr√≠an solo un √ļtero, pero con √©l puede ocurrir una desgracia. No es dif√≠cil destruir varias reinas superfluas de abejas, pero es absolutamente imposible en el momento adecuado perder una. La naturaleza no es peculiar al sentimentalismo, por lo que la familia crece con media docena o m√°s de reinas, la mayor√≠a de las cuales est√°n condenadas a morir por adelantado.

Aproximadamente una semana antes de que nazca el primer √ļtero joven de su c√©lula, la familia hurga. Aparentemente, en este caso, la iniciativa nuevamente proviene de las abejas obreras. Ya unos d√≠as antes de que sus actividades se reduzcan algo. En

una familia fuerte, las abejas est√°n sentadas en un grupo denso frente a la puerta de su casa. De repente, todos se emocionan, corren a la colmena, se acurrucan en panales y llenan de miel cangrejos de miel. Aproximadamente la mitad de todas las abejas de la familia salen volando de la colmena. Con “bolsitas” llenas de miel, que llevan consigo como alimento en un camino desconocido, las abejas se apresuran al grifo y se elevan en un torbellino desordenado y violento. Se arremolinan, fugazmente, el uno al otro. En el aire, una nube de abejas. Junto con ellos, el √ļtero y el √ļtero viejo se van.

Enjambre de abejas

Enjambre de abejas

Fig. 31. Roy se reuni√≥ en una rama alrededor del √ļtero y form√≥ un “manojo de racimos”.

Al principio su camino no est√° lejos. La nube de abejas se acumula cerca de la rama de un √°rbol u otro objeto y se encuentra en ella con un “manojo” denso de enjambres alrededor del √ļtero. Ahora llega el momento en que un apicultor r√°pido puede transferir f√°cilmente un enjambre a una colmena vac√≠a y considerarlo suyo. Un apicultor que es demasiado tarde puede perder el enjambre. Despu√©s de todo, mientras el enjambre en inactividad cuelga de la rama, sus cuarteles (abejas de inteligencia) ya est√°n buscando un √°rbol hueco adecuado para un enjambre o una colmena vac√≠a, que a menudo est√° en un apiario remoto. Al regresar, conducen al enjambre en movimiento y lo levantan en el aire. El enjambre de racimos se desmorona, y una vez m√°s las abejas, como una nube, se mueven en el cielo, en direcci√≥n a su nuevo hogar, donde conducen sus abejas de inteligencia. Como a prop√≥sito, esto sucede a menudo en el momento exacto,

Las abejas que permanecen en la antigua colmena ahora no tienen la cabeza de su reino. Sin embargo, despu√©s de unos d√≠as, las primeras cr√≠as de √ļtero j√≥venes. Ella no comienza inmediatamente sus deberes maternales. El √ļtero que acaba de salir de la reina es virgen (est√©ril), y antes de que pueda comenzar la oviposici√≥n, tiene que hacer un vuelo de apareamiento. El √ļtero no est√° inseminado dentro de la colmena de abejas. En la mayor√≠a de los casos, durante la primera semana despu√©s de dejar el licor madre, sale volando de la colmena para liberarse y se aparea en el aire con uno o m√°s drones.

La salida se puede repetir en los d√≠as siguientes. Despu√©s de eso, se convierte en una madre tranquila de abeja; familia, que nunca sale de su casa, a menos que el pr√≥ximo a√Īo, cuando un √ļtero joven la derroque del trono y se apresure al grifo con un nuevo enjambre. Entonces, este proceso tiene lugar, si la familia libera solo un enjambre. En este caso, despu√©s del nacimiento del primer √ļtero joven, las abejas obreras destruyen todas las c√©lulas de la reina sobrantes junto con sus contenidos de vida. Pero un √ļtero joven con una parte de las abejas puede volar y con un segundo enjambre.

En este caso, despu√©s de que el primer √ļtero se va, las abejas que trabajan, en primer lugar, preservan la vida de otras reinas j√≥venes. Esos no abandonan sus c√©lulas reinas, porque el √ļtero flojo no tolerar√° la presencia de otras reinas en la colmena e inmediatamente las atacar√°. Sentado en las celdas de la reina, el √ļtero simplemente hace estallar la prob√≥scide a trav√©s de peque√Īos agujeros en sus c√©lulas reinas y recibe comida de las abejas obreras. En la colmena en este momento, suena una especie de d√ļo. Al caminar sobre el panal, el √ļtero suena “tu-chu” (“balas”) y el √ļtero en las celdas de la reina se hace o√≠r por otros sonidos: se escucha un “quasqua” amortiguado en sus mazmorras.

El apicultor dice que el √ļtero croante pide libertad, pero mientras se escucha el “ladrido” en respuesta, tienen cuidado de no abandonar sus refugios. Las abejas no pueden “escuchar” como nosotros, y es muy dudoso que puedan notar la diferencia entre “empacar” y “croar”. Pero gracias a un sentido del tacto poco desarrollado, pueden percibir muy bien los sonidos que se emiten en las inmediaciones de ellos. Si los sonidos artificiales se reproducen artificialmente, uno puede hablar con una de las abejas reinas, formando con ella un “d√ļo” de preguntas y respuestas. Probablemente, el olor tambi√©n est√° involucrado en evitar que las j√≥venes reinas salgan prematuramente de las celdas de la reina. En cualquier caso, mientras est√° en las celdas de la reina, el √ļtero se siente cuando su rival vuela con un nuevo enjambre. Despu√©s de eso, son seleccionados de sus cunas.

A veces los enjambres van más y, en consecuencia, más reinas ingresan sus derechos. Por otro lado, con mal tiempo y mala nutrición, el enjambre puede no serlo en absoluto.



1 –∑–≤–Ķ–∑–ī–į2 –∑–≤–Ķ–∑–ī—č3 –∑–≤–Ķ–∑–ī—č4 –∑–≤–Ķ–∑–ī—č5 –∑–≤–Ķ–∑–ī (1 votes, average: 5.00 out of 5)

Enjambre de abejas