Cultivo de reinas

Cultivo de reinas

Mira esta vez en el nido. En las esquinas y en la parte inferior de los marcos, verá áreas con una cría de drones.

En los bordes del panal y en las hendiduras aparecieron algunas c√©lulas redondeadas, como gorras de bellotas o tazas peque√Īas. Estos son cuencos. Crecer√°n el √ļtero joven. Todos estos son signos de preparar a la familia para enjambraz√≥n.

Al construir celdas para el cultivo de las reinas, las abejas se retiran de la forma hexagonal prism√°tica tradicional y construyen celdas especiales que son completamente diferentes a las habituales, ni en forma, ni en tama√Īo, ni siquiera en la ubicaci√≥n en el nido. Los bi√≥logos durante mucho tiempo no pudieron explicar lo que sirve como se√Īal para la construcci√≥n de tales c√©lulas. Ahora explican esto por la falta de una sustancia madre en la familia, el secreto secretado por las gl√°ndulas d√©rmicas del √ļtero, que act√ļa sobre las abejas unificadamente e inhibe la manifestaci√≥n del instinto de enjambraz√≥n.

Útero es el sucesor del género, los miembros más importantes de la comunidad de insectos. Se cultivan en condiciones especiales, excepcionalmente favorables, toda la familia se preocupa por ellos.

Primero, las abejas se cocinan debajo de los tazones del s√≥tano, una verdadera base. Compactan la peque√Īa √°rea del panal, golpeando fuertemente la cera. Y aqu√≠, sobre esta base de capital, las abejas comienzan a erigir un bloqueo para el √ļtero, no una celda hexagonal, sino una redonda y espaciosa. Su fondo es c√≥ncavo, en forma de copa, suavemente pulido, y no de una combinaci√≥n de rombos, como una c√©lula de abeja o z√°ngano. Las abejas son utilizadas como si se tratara de otro proyecto de ingenier√≠a y otros medios t√©cnicos, aunque hacen todo desde el mismo material de construcci√≥n universal: plaquetas de cera. Les ense√Ī√© esto, por supuesto, la naturaleza, el instinto de reproducci√≥n.

Bajo la

influencia de las abejas enjambres en ciertos momentos, el √ļtero pone huevos en los cuencos. De estos, se desarrollar√° el √ļtero, el fundador de nuevas familias. Debido a que las copas son de diferentes lugares nido, el √ļtero los encuentra y pone sus huevos al mismo tiempo, las reinas no tan j√≥venes no aparecen todos a la vez, ya que las abejas son por lo general nacen en una celda, y en diferentes momentos, con algunas interrupciones.

Cultivo de reinas

Fig. 24. Las abejas alimentan la larva uterina.

Antes de la eclosi√≥n, las larvas de los huevos en un bol, que ahora se llama las c√©lulas de la reina de las abejas poner comida especial – jalea real, rica en esencial para el crecimiento y desarrollo r√°pido de las reinas de sustancias biol√≥gicamente activas. Debido a esta “m√°gica” de la alimentaci√≥n ordinaria un √≥vulo fertilizado no nace una abeja obrera, y el √ļtero.

Con el crecimiento de la larva uterina, el licor madre se acumula, se estira y finalmente adquiere la forma y el tama√Īo de la bellota.

Pero la distancia entre las celdas no permite colocarlo horizontalmente, como lo est√°n todas las celdas. Por lo tanto, las abejas se est√°n derribando. √Čl parece colgar entre los peines. La larva, como pegada a una espesa masa blanca y cremosa de jalea real, nunca se cae.

Al parecer, un espacio entre c√©lulas peque√Īas oblig√≥ a las abejas usan para construir celdas reales m√°s espacio libre en la parte inferior y alrededor de los bordes de los panales o especialmente roer celular, hacer muescas en las c√©lulas.

Las paredes de las células de la reina se espesan gradualmente, se vuelven fuertes, cálidas. En ellos, incluso los contornos de las células hexagonales habituales son visibles. Este es su frente. Porque parecen estar modelados. La cera en el licor madre va casi cien veces más que la celda habitual. Tal construcción permite a las abejas salvar a las reinas en desarrollo, que crecen literalmente a pasos agigantados, para mantener la temperatura en el nivel deseado, para garantizar el libre acceso a las células reinas con aire rico en oxígeno. Las larvas reales necesitan un intenso intercambio de aire.

La temperatura del aire cerca de las celdas de reina es más baja que en la región de la cría de abejas. Aparentemente, por lo tanto, las células reinas casi siempre se encuentran fuera de la zona de cría.

En el noveno d√≠a despu√©s de que el huevo fue puesto, las abejas sellan el licor madre. Para el desarrollo del √ļtero solo toma 16 d√≠as, mientras que para una abeja obrera – 21, y para un dron – 24 d√≠as. ¬ŅPor qu√© se forma el √ļtero en tan poco tiempo? Todo est√° en un alimento especial: jalea de leche milagrosa altamente concentrada y en su abundancia.

Incluso antes de incubar la larva uterina del huevo, las abejas vierten tanta jalea real que es suficiente para ella durante todo un d√≠a. Y tan pronto como aparece la larva, la leche se vierte constantemente. Casi la mitad del licor madre est√° lleno. Cuanto m√°s fuerte es la familia, m√°s leche es. La larva literalmente flota en la leche y no tiene tiempo para comerla, aunque tiene un excelente apetito. Despu√©s de la salida del √ļtero en el licor madre, generalmente hay mucha comida no utilizada. Por la cantidad de leche restante, puede determinar la calidad del √ļtero joven: cuanto m√°s, mejor. El √ļtero bueno se cultiva solo con abundante comida.

Larva de partida para desarrollar un trabajo de abejas, la comida no es la madre, y la jalea real, por otra parte, le dan sólo en los tres primeros días. Luego, la leche se reemplaza con otra comida, una mezcla de perga y miel. Aproximadamente de la misma manera alimentar a la larva de drones. La calidad del alimento determina qué tan rápido crece y se desarrolla la larva.

Una familia de enjambres, mientras que las larvas se desarrollan en las c√©lulas de reina, como si alguien las hubiera reemplazado. Antes de estar en√©rgico, trabajando desde la ma√Īana hasta la noche y en el campo, y en el nido, se vuelve lento. En el grifo, ya no hay puntos de ebullici√≥n de los recolectores que parten y que se van. Y en el nido, las abejas dejan de construir el panal. Para el √ļtero, al que rodearon con calor y cuidado, las abejas enjambre se vuelven indiferentes, casi dejan de alimentarlo con leche. El √ļtero se adelgaza, todos los d√≠as pone menos √≥vulos, descansa m√°s, se vuelve capaz de volar, mientras que un √ļtero pesado que pone huevos no puede elevarse en el aire.

Durante el desarrollo de las larvas uterinas, las abejas no reaccionan ni siquiera ante el hecho de que su nido est√° abierto. Se sientan en silencio, indiferentemente, oscureciendo todos los pasajes. Ocupan la rama m√°s baja del nido, no lejos del grifo. Las calles de este edificio inferior est√°n ca√≠das. Las abejas j√≥venes rara vez vuelan. Solo peque√Īos grupos de viejos insectos contin√ļan volando. Pasas por la colmena, parece estar vac√≠a, pero en realidad la vivienda de las abejas est√° repleta de insectos, cr√≠a, forraje. Solo sobre esta base, el apicultor puede determinar infaliblemente: el feto se forma en la familia.




Cultivo de reinas