H√°bitat para enjambres

H√°bitat para enjambres

Durante 46 días, se realizaron observaciones sistemáticas del desarrollo de colmenas, mazos, etc. por enjambres de abejas. Se observó un fenómeno interesante. En tres cubiertas ocupadas por las avispas, y en la cubierta donde vivía la familia de los avispones, se agruparon enjambres de abejas.

Esto también se observó donde había una familia de abejas débil, que ocupaba tres Sóticos. Un enjambre fuerte tomó una vivienda. En este caso, no se encontraron abejas muertas en el fondo de la plataforma y debajo del árbol. Inicialmente, la mayor malicia de las abejas posteriormente disminuyó.

Se observ√≥ un fen√≥meno similar en los flancos. La familia de abejas que invern√≥ en ella en la segunda quincena de junio comenz√≥ a enjambrazarse, debido a esto, se vio muy debilitada. Tras el examen, despu√©s de siete d√≠as, se observ√≥ un fuerte aumento en el n√ļmero de abejas, que cubr√≠a densamente la parte inferior de los panales. Antes, vivir en este lado de la familia pod√≠a ser inspeccionado sin humo ni malla facial. En una semana fue imposible no solo abrir mucho, sino tambi√©n trepar a un √°rbol sin una malla facial y fumar. Es imposible explicar los cambios observados por el hecho de que la familia misma ha evolucionado de esta manera en una semana. En consecuencia, un enjambre se estableci√≥ en el lado donde estaban las abejas.

Como en el primer caso, no había abejas muertas en la parte inferior del talón y debajo de un árbol, lo que significa que la unificación fue pacífica. Por lo tanto, en el curso del desarrollo evolutivo, las abejas han desarrollado una dura competencia por poseer un hogar de buena calidad.

Penetrar en el nido es posible solo donde la familia de abejas no tiene éxito. Los exploradores de abejas están explorando un refugio así e inculcan un enjambre. Sus habitantes no se oponen a esto, sino que, por el contrario, contribuyen. Los apicultores

observaron repetidamente en la colmena volar un enjambre de enjambres en la familia de abejas de la misma colmenar, a menudo a uno más débil. Sucede muy rápido, no hay lucha entre los enjambres del enjambre y los habitantes de la colmena.

Se observa un fen√≥meno completamente diferente cuando el enjambre ocupa la vivienda de avispas o avispones. Curiosamente, avisp√≥n es el enemigo de las abejas, y solo la abeja est√° indefensa delante de √©l. Cuando aparece el enjambre, la situaci√≥n cambia dr√°sticamente y el avisp√≥n se ve obligado a abandonar la vivienda. Tal lucha por la vivienda se explica por el hecho de que las demandas que se le imponen a los avispones y las abejas son las mismas, por lo tanto, la vida de los avispones en el hueco es ya una se√Īal de enjambre de que es un lugar c√≥modo para vivir.

En Belar√ļs entre los apicultores cree que si la cubierta o en los lados de la familia vive avisp√≥n, que es un signo seguro de que habr√° un enjambre volar, por lo que los apicultores no causan estragos en los nidos de estos enemigos de las abejas.




H√°bitat para enjambres